¡A todo tren!

¡Un nuevo día en Oxbridge! El tiempo pasa volando y no queremos perder ni un segundo de nuestra aventura española.

Por la mañana, los alumnos de Cultura y Cocina cocinaron arroz negro y morcilla en las cocinas de clase. A la misma vez, los estudiantes de Bellas Artes visitaron la casa-museo de Zacarías González con la finalidad de dar a conocer la obra y la figura del pintor. Después pasearon por el Barrio del Oeste para disfrutar de las nuevas pinturas situadas en los muros y traseras de los edificios. Por otro lado, los alumnos de Retórica conocieron a Diego Rubio, un guest speaker que les introdujo en la España de 1936-1946: los años oscuros.

Por la tarde, la mayoría de los alumnos prepararon junto con sus profesores los proyectos finales, por ejemplo la clase de Culturas Hispánicas estuvo ensayando su representación teatral llamada La celestina. Otros, como los de gastronomía fueron al horno Clotilde donde realizaron mantecados y perronillas típicas de Salamanca. Una vez terminada la jornada de clase, la mayoría de los estudiantes fueron a nuestra famosa clase de yoga para relajarse. Y al caer la noche, todo el mundo participó en una actividad de conversación en la que también probaron una increíble leche merengada. Fue muy divertido porque los estudiantes adoptaron personalidades curiosas e hicieron ver que estaban en una “cita”.

Another day in Oxbridge! Time just keeps flying and we don´t want to lose a second of our Spanish adventure.

In the morning, the Culture and Cooking class cooked black rice and morcillas, also known as blood sausage. At the same time, the Bellas Artes students visited the Museum of Zacarías González with the objective of getting to know the works of the painter. After walking through el Barrio del Oeste, to enjoy the new paintings in the murals and backsides of the buildings. Additionally, the Retórica students were able to get to know Diego Rubio, a guest speaker that introduced them to the Spain of 1936 to 1946, the dark years.

In the afternoon, the majority of the students prepared, along with their professors, final projects. For example, the Culturas Hispánicas class was practicing for their theater performance of La celestina. Others, like the students of Gastronomía, went to the horno of Clotilde to make mantecados and perronillas, typical of Salamanca. Once when the journey was finished, the majority of the students went to the famous yoga class to relax. Upon nightfall, everyone participated in a conversation activity, in which they tasted a delicious leche merengada. It was very fun because the students adopted funny personalities and they pretended to be on a sort of ¨date¨.